Atención médica a personas sin seguridad social sospechosas de contagio de COVID-19

En la conferencia vespertina del 27 de marzo de 2020, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), a través de su Director General, anunció la puesta en marcha del programa “Modelo de Atención Solidario para pacientes COVID-19 a población abierta” mediante el cual, a través del número de Locatel y el 911, se brindará atención de manera rápida y oportuna a personas con síntomas de COVID-19 y, de ser necesario, se les canalizará a hospitales con disponibilidad de camas y ventiladores. En este sentido, se señaló que, dado que el IMSS cuenta con servicios estatales de salud integrados a la red del Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI), y que la mitad de la población del país no cuenta con ningún tipo de seguridad social, el programa permitirá a los no derechohabientes ser atendidos de manera gratuita en cualquier hospital público.

Asimismo, se anunció que por medio de IMSS-Bienestar, otro programa a nivel federal que atiende a población sin derechohabiencia pero en localidades de alta dispersión y marginación, se llevó a cabo una estrategia de capacitación a personal médico y administrativo para enfrentar la epidemia. Como parte de las capacitaciones, los 80 hospitales en los que opera el programa instalaron unidades médicas móviles para la atención de pacientes con COVID-19 e implementaron programas de reconversión para aislar a las personas contagiadas. Además, dentro de las acciones implementadas de tipo comunitario, se generó información útil sobre la enfermedad en lenguas indígenas en beneficio de las comunidades nativas.

Consulta el vínculo al video y a la versión estenográfica de la conferencia vespertina al finalizar la infografía.

Infografías

Accede a la conferencia vespertina:

Enlaces relacionados al tema

Scroll Up